mayo 23, 2013

24ºVigésimo cuarto ejercicio, La varita mágica.

¿Cuántas personas hemos deseado tener una varita mágica? Para agitarla y ayudar a las personas que se tienen a nuestro alrededor. Un familiar con mala salud, una amigo con la muñeca rota, un compañero que esta decepcionado con la vida.... A parte de afectarla a esa persona, te afecta a tí en gran parte, te destroza por dentro y quieres ayudarla pero no sabes como.

En este ejercicio enseñarémos a emplear el poder de una varita mágica, como si tubieras una en tus propias manos. Imagina que aquella persona ha recobrado la salud, se recupera de la muñeca rota o se siente contento con su vida, imaginartelo de cualquier manera,  que te llame para darte la noticia, que la véas sin escallola, que te lo dice en persona.
Dar las gracias, sentir la gratitud y alegría por escuchar esa noticia.

Y si estas en la situación de que esa persona esta pasando por un momento difícil y no sabes dicha razón, haz el mismo ejercicio y da las gracias por su felicidad, salud y prosperidad. Es mas fácil si coges una foto de la persona y cerráis los ojos, así os será mas fácil visualizar el momento. Dí después  gracias tres veces junto la combinación que sea de lo que necesite, como por ejemplo:

"Gracias, Gracias, Gracias por la salud, la prosperidad o la felicidad de _______"

El ejercicio lo tendrás que hacer con tres situaciones diferentes para practicar. Después podrás hacerlo cuando quieras y como quieras. Ayuda a las personas de tu alrededor, si nosotros nos podémos curar con la gratitud también podrémos curar a los demás.

Libro e información La Magia de Rhonda Byrne.
Gracias a este libro y por haber leído la entrada.

 )o( Dejad comentarios, malos o buenos, siempre serán gratificantes )o(

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Opiniones